fbpx

Si te estás preguntando preguntando si puedes (o debes) ir con tu perro a la playa este verano, la respuesta es sí. Pero no de cualquier forma y a lo loco, y no a cualquier playa. Te damos algunos consejos para que tu perro y tú podáis disfrutar juntos de la playa de forma segura y con tranquilidad.

¿Se permite la estancia de perros en la playa?

Lamentablemente, no en todas las playas se permite la estancia de perros, y menos aún en los meses de verano, pero cada vez la concienciación es mayor. En este plano podéis encontrar un gran listado de playas con todas las que, de momento, está previsto que estén abiertas a nuestras mascotas este año 2017. Eso sí, tened en cuenta que en algunas hay limitación de horario.

Consejos para disfrutar con seguridad de un día de playa

Ahora que sabes a qué playa puedes llevar a tu perro, es momento de tener en cuenta una serie de precauciones

  • Cuida sus almohadillas: Igual que nosotros usamos unas chanclas para evitar quemarnos con la arena, nuestro perro también necesita unos cuidados mínimos en las almohadillas de sus patas, que están acostumbradas a andar por el asfalto, por la hierba del parque y por la cómoda alfombra casa. Evita las horas en las que la arena queme mucho, y vigila que no estén agrietadas o secas. Antes de ir puedes comprobar su estado, existen unas cremas específicas para reparar y nutrirlas. Y al volver de la playa es importante que no quede arena ni palitos.
  • Protégele del sol: A los perros les encanta el sol y el aire libre, claro, pero aunque estén protegidos por una capa de pelo, algunas zonas (como la naricilla, especialmente si es rosada) están más expuestas. Si vas a pasar una larga jornada en la playa, lleva una sombrilla para protegeros tanto del sol como del calor.
  • Lleva agua: Deja siempre un cuenco con agua a su alcance, mejor si es a la sombra, y renuévala cada cierto tiempo para que no esté caliente. Si tienes nevera mejor, pero si no, entierra la botella de agua en la orilla, o protégela a la sombra para que se mantenga fresca.
  • Evita las horas centrales del día, especialmente si no tienes una sombrilla en la que poder descansar del sol.

¿Es seguro para mi perro entrar al agua?

Una de las grandes diversiones de la playa son los baños y las olas.

  • No le fuerces. Si tu perro tiene cierto respeto y no entra por si solo, anímale a entrar, juega con él, salpícale si crees que necesita un buen remojón, pero no le fuerces a entrar en el agua si no quiere,
  • Cuidado con las olas y la reseca
  • Busca el lugar adecuado en el que tu perro pueda estar seguro sin molestar a nadie
  • No todos los perros saben nadar, aunque tenga el instinto de mover las patitas para no hundirse, la capacidad de natación de algunas razas es muy limitada, especialmente las que que son muy chatas (como Bulldog, Carlino, Shi Tzu, 0 Boxer) y los perros delgados con extremidades diseñadas correr, como galgos y lebreles.
  • No pierdas de vista a tu perro, incluso cuando sea un experto nadador

¡Esperamos que disfrutes con tu perro este verano en un ambiente seguro y divertido!